+52 (55) 5281 7040
Ciudad de México
+1 (305) 868 68 50
Miami
+52 (55) 5281 7040
Ciudad de México
+1 (305) 868 68 50
Miami

¿Qué especias pueden comer los bebés y los niños? + Recetas

¿Te suena arriesgado agregar pimienta negra, cúrcuma o cardamomo a la comida de un niño pequeño o incluso a los alimentos de un bebé? 

Estamos habituados a ofrecerle a los niños sólo los sabores que consideramos más fáciles para ellos. Los bebés prefieren naturalmente los sabores dulces y salados, mientras que pueden evitar los sabores ácidos y amargos. Es un reflejo de protección, pues en la naturaleza un sabor ácido puede alertarnos de que un alimento está echado a perder y un sabor amargo puede señalar que es tóxico. Muchos vegetales tienen notas de acidez o de amargura, por lo que los bebés y los niños necesitan probarlos al menos 6, 7 o hasta 10 veces para aceptarlos (idealmente en distintas recetas, texturas y presentaciones). 

Las especias son excelentes para ayudar a educar el paladar de los niños y que así aprecien una amplia variedad de comidas de todo el mundo. No solo añaden sabor, sino que multiplican los nutrientes y los beneficios de los alimentos. Son la farmacia de la naturaleza y son excelentes para ayudar a que tus hijos tengan una salud magnífica. Si quieres aprender cuáles son las mejores opciones para alimentar a los niños, qué es importante evitar y cómo apoyar el funcionamiento de su cerebro, su corazón, sus pulmones, sus músculos, sus huesos, sus defensas y todo su cuerpo, inscríbete a nuestro curso en línea: Cultivando salud en tu familia — Cambiando estadísticas de salud. 


Beneficios de incluir especias en la comida de bebés y niños:

  • Son muy ricas en nutrientes y tienen numerosos beneficios para la salud. 
  • Potencian el sabor de la comida, fácilmente.
  • Es accesible conseguir especias naturales y sin aditivos.
  • Al usarlas puedes reducir la cantidad de sal y azúcar en los alimentos.
  • Ayudan a ampliar el paladar de niños y adultos, con lo que es más fácil aceptar y disfrutar de alimentos distintos y nutritivos. 
  • Contribuyen a que nuestra microbiota sea diversa, sana y abundante.

Las culturas antiguas conocían el poder de las especias.

Las cocinas ancestrales —como la cocina de la India, de Egipto, de China o de muchos países de América)— utilizan las especias desde hace miles de años, tanto para adultos como para niños y bebés. Además de usarlas en los alimentos, estas civilizaciones han utilizado las especias como medicina y hasta como moneda (por el alto valor que tenían). Se dice que en la Francia medieval, medio kilo de pimienta podía comprar la libertad de un siervo. 

A pesar de que ahora las especias son fáciles de conseguir y mucho más económicas, no es común que las familias las utilicen en casa. Parece que están reservadas para las salidas a restaurantes de cocinas exóticas o para los viajes a países lejanos. 

Tenemos la fortuna de que la cocina de nuestros países tiene una antigua tradición de utilizar especias y hierbas locales. Heredamos ese conocimiento, esos sabores y su capacidad curativa. 


¿Qué dice la ciencia?

Cada vez abundan más los estudios científicos que comprueban los beneficios que las culturas antiguas le atribuían a las especias. Los laboratorios separan sus componentes activos para analizar sus propiedades y comprobar su efectividad, las condiciones en las que es ideal utilizarlas y para encontrar posibles usos en el ámbito médico y farmacéutico.

Mientras se identifican estos beneficios a nivel molecular, podemos utilizar las especias en su forma natural y antigua, al cocinar en casa. 

En las recomendaciones pediátricas de occidente se acepta el uso de especias y hierbas en los alimentos de los bebés y de los niños. Por ejemplo, podemos preparar un puré de manzana con cardamomo, cocer camote con clavo, hacer puré de papa con paprika o preparar pollo con jengibre. En el curso Cultivando salud en tu familia incluimos recetas e ideas para cuidar y potenciar la salud de niños y adultos, chécalo aquí


Algunas precauciones para introducir hierbas y especias de manera segura:

  • Iniciar con especias como canela, cardamomo, comino, clavo y cúrcuma. Evitar las especias de sabores picantes, como pimienta cayena.
  • Esperar a que los bebés tengan al menos 6 o 7 meses y a que ya coman alimentos sólidos para introducir las especias.
  • Iniciar con una especia en cada platillo y gradualmente probar combinaciones de 2 o más especias. Puedes esperar un par de días después de introducir una especia nueva para descartar reacciones alérgicas (que son poco comunes).
  • Ofrecer la misma especia más de 6 o 7 veces, en diferentes alimentos. Puede parecer que no le gusta las primeras veces, pero después de varios intentos puede convertirse en uno de sus sabores favoritos.
  • Utilizar las especias en cantidades pequeñas. 
  • Conseguir las especias y hierbas más naturales que sea posible. Si vienen empaquetadas, leer los ingredientes para asegurarse de que no contengan aditivos no saludables (podemos identificar los ingredientes sospechosos con una búsqueda rápida en Internet). 
  • Cocinar las especias para evitar el riesgo de que tengan bacterias nocivas. 

5 especias ideales para empezar a incluir en la comida de bebés y niños:

  1. CANELA
    Es una de las especias con más beneficios y puede usarse en toda clase de platillos, ¡no sólo postres! Si la incluyes a diario busca la variedad Ceylon (o “canela verdadera”), pues la canela Cassia contiene un componente que puede ser tóxico para el hígado si se consume en grandes cantidades.

    Beneficios: es antimicrobiana y antiinflamatoria, protege el corazón, ayuda a prevenir la diabetes, promueve el aprendizaje y la cognición, ayuda a regular las hormonas femeninas, ayuda a reducir el riesgo de cáncer.
    Cómo usarla: agrégala en smoothies, chocolate caliente, granola o muesli, guisados de res o de pollo, camote, curry, calabazas de invierno, arroz, manzanas al horno y postres.
  2. CARDAMOMO
    Le da un sabor dulce y delicioso a la comida. Puedes triturar ligeramente las semillas o molerlas por completo.

    Beneficios: ayuda a la digestión, es antibacterial, protege el corazón, ayuda a prevenir el riesgo de cáncer.
    Cómo usarlo: agrégalo en guisados de pollo o de cordero, camote, coles de bruselas, arroz, calabazas de invierno, quinoa, avena, smoothies, panqué de plátano, galletas, peras al horno, pays, postres con mango o durazno, etc.
  3. CÚRCUMA
    El antiinflamatorio natural por excelencia. Puedes conseguir la raíz entera y rallarla, o comprarla en polvo. Se absorbe mejor si la comes junto con pimienta negra y alguna grasa saludable.

    Beneficios: es un poderoso antiinflamatorio, apoya el funcionamiento del cerebro, ayuda a prevenir depresión, ansiedad, alzheimer, cáncer y otras condiciones.
    Cómo usarla: si es la raíz entera (picada o rallada), agrégala en sopas, guisados, smoothies o para preparar un té. Si es en polvo, espolvorea al cocinar lentejas, huevos revueltos, frijoles, guisados, zanahorias, chícharos (guisantes), coliflor, quinoa, ejotes, etc.
  4. COMINO
    Si tienes las semillas completas, puedes dorarlas ligeramente en el aceite al iniciar un platillo. Si tienes el comino en polvo, puedes agregarlo cerca del final de la cocción.

    Beneficios: apoya la digestión, favorece el sistema inmune, tiene propiedades antibacteriales y antifúngicas, es rico en hierro.
    Cómo usarlo: en huevos estrellados o revueltos, lentejas, frijoles, en aderezo para ensalada, al preparar pollo, cerdo, pescado o cordero, al cocer vegetales como berenjena, col, zanahorias, chícharos (guisantes), papas, jitomates, pimiento morrón, espinacas; al preparar quinoa, arroz, palomitas de maíz, etc.
  5. PAPRIKA
    Tiene un sabor ahumado y a veces dulce. Puedes agregarla al aceite caliente (antes de los demás ingredientes) y dejar que se cocine durante unos momentos para potenciar su sabor y su color.

    Beneficios: es antiinflamatoria y antioxidante, ayuda a prevenir el sobrepeso, ayuda a reducir el riesgo de cáncer.
    Cómo usarla: agrégala en una frittata, sopa de lentejas, sopa Minestrone, salsa de jitomate Pomodoro, hummus, pollo a la plancha, pescado, guisados de vegetales, puré de papa, coliflor, zanahoria, calabacín, etc. 

RECETAS

EJOTES CON SEMILLAS DE CILANTRO Y CÚRCUMA
4 porciones

Ingredientes
2 tazas de ejotes
½ cucharadita de cúrcuma
¼ cucharadita de semillas de cilantro en polvo
1 cucharada de aceite de oliva
½ cucharada de mantequilla orgánica
2 echalotes 
2 cucharadas de almendras fileteadas
Sal sin refinar, al gusto

Instrucciones
Corta los extremos de los ejotes y retíralos. Hierve agua en una cacerola, añade suficiente sal, agrega los ejotes y déjalos cocer durante 2 a 4 minutos. Escúrrelos y colócalos en agua helada durante 5 minutos. Escúrrelos nuevamente.
Calienta el aceite y la mantequilla en un sartén a fuego medio. Pica finamente los echalotes y saltéalos hasta que estén traslúcidos. Agrega la cúrcuma y el cilantro. Revuelve bien.
Agrega los ejotes y saltea durante 2 minutos hasta que estén cubiertos por la mezcla de especias. Sazona con sal. Sirve con almendras fileteadas. 

Si le vas a ofrecer este platillo a un bebé (BLW), puedes cocer un poco más los ejotes y no agregar almendras ni sal. 
PURÉ DE CAMOTE Y KALE CON CANELA
2-3 porciones

Ingredientes
1 camote grande
2 hojas grandes de kale
2 poros (puerros)
1 cucharada de aceite de coco
Una pizca de canela Ceylon
Sal sin refinar, al gusto

Instrucciones
Pica el camote y el poro en trozos. Para el kale, quita la parte más gruesa del tallo central de cada hoja con un cuchillo y después pícalas en trozos. En una cacerola con tapa calienta el aceite de coco a fuego medio-alto. Agrega el poro y saltea hasta que esté traslúcido, unos 3 min.
Agrega el camote, el kale y la canela junto con ½ taza de agua. Puedes añadir menos agua si quieres un puré más espeso. Cocina a fuego bajo con la cacerola tapada hasta que las verduras estén tiernas, durante unos 15 minutos.Licúa las verduras en un procesador o en la licuadora hasta obtener un puré uniforme. 

Si le vas a ofrecer este platillo a un bebé puedes cocer las verduras al vapor, sin aceite y sin sal. 

Sorry, the comment form is closed at this time.